Risotto de gambas y tomates secos. Receta

Risotto de gambas y tomates secos. Receta

Publicidad

El otro día compré arroz arborio, porque tenía ganas de preparar un risotto. Lo que pasa es que ya estoy un poco cansado del clásico con funghi porcini, así que pensé, ¿qué otro ingrediente seco le sentaría bien al arroz? Pues los tomates secos. Y así es como nació este risotto de gambas y tomates secos.

Esta es una receta sencilla en su concepto pero entretenida en su elaboración, como cualquier otro risotto, ya que como sabéis, al risotto no se le echa todo el caldo de golpe, sino poco a poco mientras removemos, así que requiere de nuestra constante emoción.

Ingredientes para dos personas

  • 180 gramos de arroz arborio, 8 gambones, 8 tomates secos, 1 cebolla pequeña, 1 diente de ajo, mantequilla y 50g de queso parmesano

Cómo hacer risotto de gambas y tomates secos

Vamos a empezar preparando el caldo. Para ello pelamos las gambas y ponemos las cáscaras en un cazo a dorar con un poco de aceite. También podemos añadir un poco de vermú rojo si queremos. Luego añadimos agua (unos 750ml para dos personas) y dejamos que cueza tranquilamente. Por último trituramos las cabezas de las gambas para acabar de sacarles el jugo, colamos el caldo, ajustamos de sal y reservamos caliente.

Por otro lado, picamos la cebolla y el ajo y la ponemos a dorar en la sartén con un poco de mantequilla y aceite. Cuando transparente la cebolla, añadimos el arroz y rehogamos un par de minutos. Luego vamos añadiendo el caldo cacito a cacito, removiendo suave pero constantemente.

El arroz tiene que tener siempre el agua justa lo que junto al hecho de no parar de remover, ayuda a que el arroz libere el almidón y adquiera esa ligazón tan propia del risotto. En total gastaremos unas tres partes de caldo por cada parte de arroz, aunque esto es orientativo.

A los 5 minutos de cocción añadimos los tomates secos, que se irán rehidratando, y a los 10 las gambas, para que no se hagan demasiado. Tras 19 minutos de cocción en total, apagamos el fuego y añadimos una nuez de mantequilla y la mitad del queso parmesano. Removemos bien y servimos junto con el resto del queso para que cada comensal lo añada y ajuste la untuosidad a su gusto.

Risotto Gambas Tomates Elaboracion

Tiempo de elaboración | 1 hora
Dificultad | Media

Degustación

Hacía tiempo que no preparaba un risotto, y he quedado muy satisfecho con este risotto de gambas y tomates secos. Los tomates aportan esa intensidad de sabor que normalmente corre a cargo de los funghi porcini, y contrastan muy bien con la cremosidad del resto.

En Directo al Paladar | Receta de risotto de boletus, calabaza y gambones
En Directo al Paladar | Risotto de pera y jamón al gorgonzola. Receta

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Inicio